RSS

lunes, enero 9

Resumiendo el 2011


Sorprendente!
Esa es la palabra que cabe en la deficion del año que culminó.

Jamas en la vida hubiera imaginado que me pasarian todas las cosas que ocurrieron como cuento de hadas, una tras otra, sin desperdicio alguno.  No todas las decisiones que uno toma le lleva por buen camino, porque como reza un dicho popular: ¨Una cosa piensa el burro y otra el que lo va montando¨. Sin embargo podria decir que todas y cada una de las elecciones que me toco hacer me llevaron justamente al lugar que estoy, y con alguno que otro desacierto (es que no puedo decir que fue todo rosas) me ayudaron a reconocer que lo valioso es lo que tenemos en el momento que lo tenemos.

No me puedo quejar del 2011. Materialmente, tengo todo lo que necesito (quizas porque me conformo con muy poco). En el amor soy bendecida porque tengo muchas personas que me aman y se preocupan por mi.  Espiritualmente siento que debo crecer todavia, pero sin prisa, sin ganas de convertirme en ningun Dalai Lama. Y en lo laboral, bueehh... Mejor no digo nada.

Solo se que en este año nuevo voy de paseo. Disfrutando el 2012 con todo lo que traiga. (Y espero que traiga un bebe o dos!!!).